Labios perfectos
General

Cómo pintarse los labios: consejos

Los labios, son uno de los grandes protagonista en la belleza femenina. Son producto de admiración, especialmente cuando se maquillan adecuadamente. Además, se debe tener presente que ante unos hermosos labios, no hay quien quede indiferente. 

Por ello, se debe cuidar de pintarlos correctamente, a fin de potenciar el atractivo natural de cualquier mujer. En el caso contrario, cuando se pintan en exceso o con labiales no muy afines, terminan restando e incluso echando por tierra la imágen completa. 

En este sentido, existen algunos trucos infalibles para pintarse los labios como lo haría un profesional.

Exfolia e hidrata los labios

Al igual que otras partes del cuerpo, los labios requieren cuidados frecuentes que les permitan mantenerse sanos y hermosos en todo momento. De acuerdo con esto, exfoliar e hidratar los labios son dos pasos indispensable en cualquier rutina de belleza. 

Los profesionales aconsejan, primero aplicar un exfoliante específico para labios, y seguidamente un bálsamo hidratante. Este último se deja actuar unos minutos y se retira. Listo, los labios estarán perfectos, libres de grietas antiestéticas y resequedad. De este modo, potenciaremos la pintura del labial y ofrecerán un mejor acabado y durante más tiempo.

Elige el tono correcto para tu color de piel y de pelo

No todos los tonos quedan bien a una persona. Por lo que es de suma importancia escoger el labial adecuado en función del color de la piel, e incluso el del cabello. En líneas generales, las pieles más claras van bien con casi cualquier tono. Mientras las más oscuras deben prestar mayor atención al labial que se elige, prefiriendo los tonos más fuertes. 

En cualquier caso, uno de los errores más graves cuando de pintar los labios se refiere, es dejarse llevar por las tendencias. Pues, muchas veces los colores de moda no favorecen a todos los rostros. 

Ten en cuenta la forma natural de tus labios

En el mismo orden de ideas del punto anterior, antes de proceder a pintar los labios es preciso considerar su forma. Esto, permite elegir un color que destaque los atributos de la boca, al tiempo que disimula las imperfecciones

Además, según sea la forma de los labios se emplearán otros trucos para maquillar los labios de la mejor manera. Así, se pueden distinguir labios finos, asimétricos, caídos o gruesos, entre otros. 

Enmarca con base para maquillaje

Previo a la aplicación del maquillaje, se recomienda usar base de maquillaje alrededor de los labios. Esto, está particularmente aconsejado para quienes tienen los labios finos, pues ayuda a dar volumen extra. 

También puede recurrir al corrector para que el efecto del lápiz labial sea aún más profesional. Eso sí, se debe colocar sólo una fina capa después de exfoliar, hidratar y enmarcar el contorno de los labios con la base. 

Delinea los labios

Delinear alrededor, es un paso clave que nunca debe obviarse. Es tan sencillo como coger un lápiz de color uno o dos tonos más claros que el labial a emplear, y hacer una “M” en la parte superior. Se debe hacer lo mismo con la parte inferior.

Si aparece cierta dificultad al delinear, se puede emplear el conocido truco de la equis. Esto es simplemente hacer una equis en la parte del centro superior de los labios. Después, en los extremos de ésta “X” se continúa el delineado hasta las orillas.

Una vez se ha delineado, solo queda rellenar el resto con un labial de tono igual o más oscuro. Nunca se debe delinear con colores más oscuros o diferentes al de la pintura a emplear. 

Retira el excedente de labial

Una vez aplicado el labial, conviene eliminar el exceso de pintura. Para ello, se puede emplear un pañuelo de papel y evitar así, inconvenientes como manchar los dientes o incluso la ropa. 

Asimismo, se evita que por efecto del habla, la pintura modifique el contorno, estropeando el delineado y el resto del maquillaje. O bien, se dejen marcas en vasos, cigarros o similares.

Asegura resultados de larga duración

Retirado el exceso de labial, procede a aplicar cuidadosamente con una brocha polvo sobre los labios, y sobre este, una última capa de pintura. Esto, aunado a la exfoliación e hidratación aseguran un mayor tiempo de duración del labial, incluso de aquellos que no son de larga duración. 

Aunque se debe tener en cuenta, que este truco puede demandar un poco más de tiempo al maquillarse.

Realiza retoques a lo largo del día

Si bien, es posible emplear trucos como el anterior o pinturas de larga duración, nunca se debe olvidar retocar cuando sea preciso. Pues, es inevitable que el color desaparezca en algunas áreas, poco a poco con el paso de las horas.

En este sentido, comer, beber, besar a alguien, lavarse los dientes y fumar son algunas circunstancias que hacen necesario el retoque. Por ello, tras cualquiera de estas acciones, no hay más remedio que aplicar nuevamente una capa de labial.

Comentarios desactivados en Cómo pintarse los labios: consejos